PRINCIPAL  |   CONTACTO

 
   

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
Críticas

 

 

Da a conocer su última producción escultórica en Casa do Brasil, Avenida Arco de la Victoria, s/n, del 22 de octubre al 1 de noviembre de 2009, en la capital de España.

 

 

Luis Guerrero, madera, luna, sol, Cuenca, lo ancestral, sombra y luz

 

 

No cree en lo grandilocuente, sino en la suma de pequeños gestos, en lo cotidiano, en el trabajo y el esfuerzo.
Considera que la inspiración puede ser posible, pero lo es más si se trabaja cada día.
Es constante, busca temáticas como la de las sombras, la mujer o lo orgánico, la abstracción basada en sentimientos que le inspira la naturaleza, empleando la madera como material primordial.


Luis Guerrero se fundamenta en la madera, proyecta escultóricamente sombras de árboles y arbustos a partir de la observación de bosques de pinos y otros árboles de noche, en plena luna llena o de día a pleno sol, pero aproximándose a escasos centímetros para disfrutar de los diferentes ángulos de visión conforme rota alrededor de la sombra primigenia.
Considera que todo lo que existe es movimiento, dinámico, esencial, energético, de ahí que sus sombras sean envolventes, sugerentes y transformadoras.


El movimiento caracteriza el don de su escultura, porque no es hierática, sino orgánica, estilizada, suave, a veces sensual, la pinta de negro para proyectar mejor el concepto de las sombras, para insertarse en su determinación y proyección de lo enigmático, partiendo de la realidad.
En definitiva considera a la realidad como algo complejo, dado que la vista no ve todo lo que hay.
Hay que acostumbrarse paulatinamente a ver lo que hay, pero no todos lo pueden hacer.
Considera que hay que saber mirar, gozar, ser, ver serenamente, para poder contemplar, asimismo el propio interior. Sus paisajes, los paisajes que siempre le han cautivado desde niño, cuando jugaba con nueces y velas en los arroyos de la provincia de Cuenca, han cambiado, han transformado parte de su esencia, para internarse en lo cotidiano.


Es un escultor que capta el alma de lo existente, que huye de lo particular cotidiano, para interesarse por lo profundo general, genérico, global, porque la naturaleza encierra un mundo de mundos, es parte de la expresión álmica que conecta con el sentimiento.


Sin sentimiento y arte el mundo no existiría. Con su arte va en busca de la verdad de la belleza, cual Don Quijote, con su fiel escudero, que es la escultura, probando caminos, sendas y vericuetos en los que reafirmarse, en los que encontrar aquello que ya sabe pero que reinventa.


En su primera individual en Madrid exhibe su producción escultórica más reciente en Casa do Brasil, Avenida Arco de la Victoria, s/n, del 22 de octubre al 1 de noviembre de 2009, tel.: 91 455 16 60.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Joan Lluís Montané
De la Asociación Internacional de Críticos de Arte (AICA)

 

 

 

  

 

Principal | Biografía | Críticas  | Artículos | Francisca Blázquez | Reportajes | Enlaces | Contacto

 © 2006-2014  www.joanlluismontane.net

Aviso Legal

         

Diseño web y posicionamiento SEO | Otros trabajos de diseño web